Tanto Monteros Vóley como San Martín de Formosa empiezan a delinear sus planteles para la próxima edición de la Liga Argentina A1, con varios jugadores que permanecen en el equipo tucumano y la intención de reforzarse en el formoseño, uno de los ascendidos desde la Liga A2 pasada.

Para Monteros será la segunda participación al hilo en la elite, tras una temporada en la que no sólo se metió en los Play Off sino que le hizo frente a Bolívar en cuartos de final antes de caer. De ahí tiene sentido la permanencia de varias piezas en el plantel naranja: Germán Figueroa y Franco López, que además participan en la competencia regional en estos meses de temporada baja, serán de la partida y también repetirá el armador y capitán Juan Martín Riganti.

Asimismo, sobresale la llegada de Federico Pereyra como opuesto, luego de la baja de Lomas Vóley (su último club) de la escena nacional. El sanjuanino sumará un nuevo club a su repertorio nacional, que incluye el mencionado Lomas, el Obras de San Juan que lo formó en el vóley y también Bolívar, con quien disputó nada menos que un Mundial de Clubes.

Monteros trabaja además sobre la continuidad de Pablo Guzmán, que no está definida, y también en el rubro receptores puntas, para lo cual la intención es hacerse de Ezequiel Palacios, quien no continuará en Ciudad y aún no tiene próximo destino a la vista.

El punta, alguna vez, había sonado para San Martín, pero nunca pasó de una teoría por ser el equipo de su provincia natal. Lo que sí tiene forma en Formosa es el arribo de un armador extranjero, un crédito local como Javier Vega de opuesto y por el centro Iván Postemsky, que por ejemplo jugó para La Unión en las Ligas 2014/2015 y 2015/2016.

El subcampeón de la última A2 pretende también al brasileño Jonadabe Carneiro Dos Santos, otro libre tras la salida de Lomas, para completar la dupla de centrales. En los extremos, hay diálogo con el chaqueño Mariano Vildósola, también de pasado en La Unión, y con Emmanuel Espinosa, ex Gigantes con una última Liga en Puerto San Martín, pero todavía sin desenlace.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *