Gendarmería Nacional llevó adelante tres operativos en Formosa y Salta sobre transportes de pasajeros y vehículos particulares que culminaron con el decomiso de 124 kilos de marihuana y 12 kilogramos de cocaína y la detención de tres personas involucradas en su traslado.

“Los controles de ruta diarios que realizan las fuerzas federales son indispensables para detectar los traslados de droga a través de las distintas modalidades que utilizan los narcotraficantes. Vamos a seguir trabajando en este sentido para sacar la droga de las calles y llevarle tranquilidad a todos los argentinos”, expresó la ministra Bullrich, cuya cartera instruyó políticas expresas a la Secretaría de Seguridad que dirige Eugenio Burzaco.

Los gendarmes desplegaron un operativo cerrojo en la Ruta Provincial 1 luego de reunir información sobre un posible intento de tráfico de droga a bordo de un vehículo tipo utilitario. Al detectar un Renault Kangoo que se aproximaba al control, se intentó detener su marcha para realizar un control exhaustivo pero el conductor ignoró la indicación del personal federal y atropelló a los gendarmes con su vehículo en su intento de darse a la fuga.

Durante la persecución, el acompañante comenzó a arrojar bultos por la ventana con el auto en movimiento, lo que provocó que uno de ellos impactara contra el móvil de Gendarmería. A simple vista se pudo apreciar que se trataba de paquetes rectangulares envueltos en cinta de embalar color ocre, el típico método utilizado para transportar estupefacientes.

Los prófugos ingresaron a un camino terrado en dirección al Paraje Ituzaingó y tras recorrer unos diez kilómetros se logró detener su marcha y aprehender a los dos ocupantes.

El Juzgado Federal Nº 1 ordenó el traslado del rodado, los dos hombres y los bultos hacia la Sección Tatane para intensificar el control. Finalmente, se contabilizaron 109 paquetes que contenían 104,814 kilogramos de marihuana.

En tanto que los integrantes del Escuadrón 16 “Clorinda” realizaban controles rutinarios sobre la Ruta 11 con el apoyo del can antidrogas “Moly”, se detuvo la marcha de un transporte de pasajeros de larga distancia que tenía como destino final la ciudad de La Plata, provincia de Buenos Aires.

“Moly” se mostró exaltada al pasar por dos equipajes en la bodega, por lo que los gendarmes identificaron al propietario de los bolsos. Tras la apertura en presencia de testigos, se hallaron 25 paquetes rectangulares envueltos en cinta de embalar que contenían casi 20 kilogramos de marihuana.

Interviene el Juzgado Federal Nº 2, cuyo magistrado dispuso el secuestro de la droga y la detención del pasajero involucrado en la maniobra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *