La Legislatura unicameral de Córdoba aprobó la incorporación de la figura del ‘arrepentido’ al Código Procesal Penal de la Provincia, que concede los beneficios de reducción de pena y de otros privilegios que contempla la ley nacional 27.304 (Ley del Arrepentido) para las personas que incurrieron en delitos y colaboran en la investigación.

El proyecto, aprobado anoche por mayoría, modificó el artículo 80 de la ley 8.123 del Código de Procesal Penal provincial, para incorporar la figura del ‘arrepentido’ que, salvo en los delitos de lesa humanidad, se aplicará causas de narcotráfico, corrupción de menores, prostitución y trata de personas, secuestro extorsivo, asociación ilícita, corrupción con fondos públicos, delitos contra el orden financiero y económico, entre otros.

“La diferencia sustancial con la ley nacional es que hacemos hincapié en una demanda de la sociedad para que el imputado arrepentido devuelva los dineros, efectos o bienes mal habidos”, explicó a los medios el legislador de Cambiemos y autor del proyecto de modificación, Javier Bee Sellares.

Asimismo, habilita al magistrado que homologó el acuerdo a la aplicación de la prisión preventiva, ante la eventual existencia del peligro de entorpecimiento en la investigación, o cuando los datos que aporte el arrepentido no puedan ser corroborados (falso testimonio).

Bee Sellares resaltó que la nueva norma va a permitir a los jueces de Córdoba “desentrañar organizaciones criminales y esclarecer los considerados delitos complejos, entre ellos los vinculados a la administración pública más comúnmente llamados delitos de corrupción”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *