Lucha al contrabando

Otro puente clandestino construido en forma precaria sobre el río Pilcomayo fue detectado y levantado por efectivos de Gendarmería Nacional en la ciudad de Clorinda.

A la fecha, suman 61 las pasarelas ilegales destruidas por Gendarmería, que contrabandistas de ambos lados de la frontera construyen en el sector de la barrera de Clorinda para reactivar la circulación de personas y mercaderías desde y hacia el vecino país.

A raíz del avance de la pandemia provocada por el coronavirus, se dispuso el cierre de la Pasarela de la Fraternidad, que une a la ciudad de Clorinda con la localidad paraguaya de Nanawa (Puerto Elsa).

Desde entonces, casi diariamente se descubren reducidos puentes construidos con postes y tarimas de madera, fijados con clavos y alambres, por ciudadanos ribereños que viven del flujo comercial ilegal.

Por eso, gendarmes del Escuadrón 16 de Clorinda decidieron intensificar los patrullajes y controles, no sólo para neutralizar este accionar sino también para verificar que no ingresen personas del vecino país, atento a los alcances del decreto nacional vigente por la emergencia sanitaria que soporta el país.

Este domigo en horas de la mañana, gendarmes que recorrían la zona de la defensa de costa descubrieron un nuevo puente clandestino erigido sobre el río Pilcomayo y a la altura de las calles Mendoza y Santa Fe.

El procedimiento fue comunicado al juez federal Nº 2 Fernando Carbajal y al fiscal Luis Roberto Benítez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *