Conejero: «No quiere decir que apruebe el matrimonio homosexual”

El obispo de la Diócesis de Formosa, Monseñor José Vicente Conejero, sostuvo que la posición del Papa en respaldar la unión civil entre personas del mismo sexo no convalida ni justifica el matrimonio homosexual.

Conejero aseguró que a su entender, Francisco acentuó “la dignidad y el respeto al ser humano más allá de sus condiciones y elecciones”. En otro orden, analizó la política sanitaria de la provincia y pidió una ampliación de miembros en el Consejo de la Emergencia. Sugirió un “representante religioso y otro de la oposición”.

A través del documental “Francesco”, estrenado en el Festival de Cine de Roma, el Papa Francisco renovó su apoyo a la unión civil entre personas del mismo sexo y planteó su respaldo a que haya una ley «de convivencia civil» para los gays.

Sobre este pronunciamiento religioso, el obispo de la Diócesis de Formosa, monseñor José Vicente Conejero, afirmó: “Lo que el Papa define con este posicionamiento es la dignidad y el respeto a toda persona, sea cual fuere su condición, raza, lengua, elección u orientación sexual. Es importante entender que su respaldo a la unión civil y la convivencia en familia no justifica ni aprueba el matrimonio homosexual. De ninguna manera. Para la iglesia y su enseñanza es antinatural y está en contra de la leu natural humana. El matrimonio auténtico y verdadero es entre un hombre y una mujer. Que no quepa ninguna duda”, señaló.

En sus declaraciones, Conejero explicó que el Sumo Pontífice con su pronunciamiento a favor de la unión civil entre personas del mismo sexo sólo reforzó el espíritu protector de la Iglesia para con los sectores más postergados. “El Papa no propone el matrimonio homosexual, sino una ley de convivencia civil con derechos y cobertura legal; afianzado a un mensaje por la dignidad y el respeto del ser humano”, agregó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *